• Notas

    375

    image

    ¿Qué pasaría si pudiéramos ver el futuro? ¿Si supiéramos lo que nos espera? ¿Actuaríamos de forma diferente? ¿Existirían los valientes? ¿Cómo mediríamos nuestros retos, nuestro dolor, y nuestra alegría? ¿Cómo sabríamos si estamos vivos o tan solo interpretamos el papel que nos han asignado? No, espera. ¿Cómo diferenciarlo aquí y ahora?

  • Notas

    373

    image

    El otro día, hablando con una amiga, me repitió algo que no nos cansamos de escuchar: por qué tratar con prioridad a quien nos trata como opción. ¿Por qué ir detrás de una persona a la que no le gustas lo suficiente como para? Pero pensándolo bien, ¿qué pretendemos encontrar? 

    Esperamos un flechazo instantáneo en la primera cita, por ambas partes, y vivir felices para siempre hasta que uno de los dos, o los dos, nos conozcamos. Y no. El amor no entiende de prisas. O de orgullo. Lo queremos todo, lo queremos ahora, y no queremos esforzarnos.

    A lo mejor ese chico que no me volvió a llamar solo necesitaba que lo intentara un poco más para quitarle las dudas.

    ¿Quién me manda a mí ser opción? Por desgracia, no tengo tiempo para jugármelo todo a un solo número.

  • Notas

    372

    image

    Cuando te sientas sola, saca fotos. Da una vuelta por la ciudad, observa otras vidas y nútrete de sus silencios para crear algo más grande. Déjate llevar por los caminos de piedra. Agáchate, escucha la historia de cada calle, piérdete por cada close.

    Cuando te sientas sola, saca fotos. Inspira el ahumado olor del escritor que desprende cada edificio calcinado. Fúndete con el castillo, descubre rincones nuevos. Que tu objetivo encuadre a terceros. Recorre la imagen que quieren proyectar, despacio. Busca las 7 diferencias entre lo que son y lo que quieren ser esta mañana. Míralos bien. ¿Se sienten solos?

    Cuando te sientas sola, saca fotos.

  • Notas

    371

    image

    Saco un libro de la estantería, lo hojeo, expulso el polvo de mi ausencia acumulado por sus páginas, y vuelvo a dejarlo donde estaba. Repito el mismo ritual una y otra vez, seleccionando únicamente los libros más importantes para mí.

    • The fault in our stars
    • Love & Misadventure
    • Tuesdays with Morrie
    • My story de Marilyn Monroe
    • Love letter of great men and women
    • Stoner
    • Sputnik mi amor
    • El pensamiento negativo

    Es tan difícil elegir cuál llevarme conmigo que no puedo dejar de dudar. ¿Cómo meter toda mi vida en una maleta?

    Photo credits: http://whytoread.com/

  • es tan fácil
    Archivo,  Introspección

    Es tan fácil

    Es tan fácil como olvidarte de que existió un ayer. O un antes. No recuerdo cuándo fue la última vez. Solo sé que estoy frente a un campo que yo misma he sembrado. La incertidumbre se extiende hasta donde mis miedos alcanzan a ver. Cada día, las ganas riegan las dudas, y la incertidumbre sigue creciendo un poquito más. Temo que en cualquier momento cruce las vallas e invada a la razón. Todavía se está recuperando de la última tormenta.

  • Notas

    368

    image

    Algunos cuentos de hadas no tienen final feliz. Por suerte, no todo son cuentos.

    No eres un tío de relaciones. Yo no soy una tía de una noche. Lo entiendo. ¿Qué coño estamos haciendo entonces? Me buscas sin intenciones. Me mantienes sin ofertas. Eres un coleccionista que revisa sus “gran reserva” de vez en cuándo, solo para comprobar que no acumulan demasiado polvo mientras le echas uno al vino más barato que encuentras. Siento decirlo, pero te has equivocado de botella. Déjame ir. Déjame en paz.

    http://goo.gl/r9NphH

  • Archivo,  Edinburgh,  English Posts

    Nemo me impune lacessit

    st giles cathedral stained glass windows
    Nemo me impune lacessit.
    «Nadie me provoca con impunidad»

     

    Estoy sentada frente a una fuente de luz. Diminutas llamas bailan al son de las lamentaciones que recoge este habitáculo.

    «I miss you. Hope you’re alright. I love you. Kathy»
    «Beautiful kirk. Thank you for having me. James S.»
    «I’m scared»

  • Notas

    363

    I think I have more answers and less doubts than before. It’s the scotch talking. My future is getting closer, “mait”

  • Notas

    361

    Tengo un volcán dentro de mí. Siento cómo el fuego eleva la temperatura de mi cuerpo, inexplicablemente. Sin avisar. Paso de estar templada a hervir en cuestión de minutos. Me enciendo y me apago, y no encuentro el interruptor. Pero si cruzara el cráter y me adentrara por mi océano de lava, solo encontraría paz. Una paz y una calma que, hasta hace poco, no me pertenecían. No estaban a mi alcance. Soy un volcán, sí. Pero no tengo planeado explotar.

  • Notas

    360

    image

    Verano es pasar la tarde en Viena con Ethan Hawke y Julie Delpy, mientras el viento estival revuelve el olor a cloro y antimosquito. Verano es mirar por la ventana y enamorarte de la estampa viva que te rodea, con cientos de tonalidades que centellean a su ritmo mientras el sol va cayendo con su propio peso. Me recuerda a París, Notre – Dame, las vistas desde el Montparnasse, las luces del Jardín de las Tullerías. 

    Ese aroma francés tan dulce y musical, a crepes y acordeón. Cuando regreso a la ciudad de las luces, solo puedo sonreír, porque si hubo algún mal momento, no lo recuerdo. Y la nostalgia de vagabundear por las lápidas de gente tan importante solo es comparable con la emoción de saber que he vivido algo tan mágico, que jamás podré olvidar.

  • Notas

    359

    He borrado ya tres veces este comienzo. No sé por dónde empezar. Creo que los momentos que más temo vivir son éstos, los que me dejan sin palabras para explicar cómo me sentí. Tengo mil sensaciones que contar, mil nudos en la garganta, mil mariposas en el estómago y mil reflexiones sobre todo lo que me está pasando pero no encuentro la forma de expresarme. Quiero escapar, porque gritarle al atardecer ya no es suficiente. Necesito algo más fuerte que vuelva a traerme la paz que ya no encuentro. 

    Lo peor es cuando no hay culpables, cuando tienes una pena frente a ti, cuando se abre ante ti un largo camino que recorrer y no sabes desde qué puerto embarcarte. Por dónde empiezo. Por dónde acabo todo ésto. 

    Ahora mismo mi cabeza me da vueltas. Está tan llena de recuerdos cerrados que apenas queda espacio para nada más. Necesito limpiar, pero nunca encuentro tiempo. Y cuando lo encuentro, no me apetece y tiro la escoba por la ventana. ¿Por qué no se cansan de decirme adiós? ¿Por qué no me cansaré yo de decir hola?

    Nunca, en mi vida, me había sentido tan impotente. Nunca.

  • Notas

    357

    Y todo entre dos tintos de verano. Tontos, perdón.

    image

    La señora de la limpieza se paseó por la oficina, buscando el paño mientras fichaba su próximo destino. La mesa de la esquina, claro. La mía. Se acercó a mí y ni me di cuenta, tan ensimismada como estaba en limpiar mi bandeja de entrada:
    – Oye, ¿ésto es tuyo?
    – ¿Hmm?
    La miré con las pocas ganas que tienen unos ojos gastados.
    – Que si este corazón es tuyo. Estaba en el suelo.
    – ¿Se me ha vuelto a caer? Ya decía yo que esta opresión de pecho no era normal.
    – Se te ha roto un poco. Bueno, se te han despegado los trozos de la última vez, pero con la de golpes que tiene, es un milagro que aún funcione. Ten.

    Colocó lo que quedaba de mi corazón roto sobre la palma de mi mano. Lo miré, y mis ojos volvieron a estresarse.

    – Deberías tener más cuidado de dónde lo dejas.
    – Sí, lo sé. Pero supongo que cuando eres feliz, no te fijas en la letra pequeña. Gracias por recogerlo, otra vez.
    – De nada, bonita.

  • Notas

    353

    I don’t really know, to be honest. Don’t know if I’m OK. It’s weird, though. I’m feeling as if I were someone else. Maybe this is the way I truly am, my most pure feelings. The rain has kept us waiting too long now, and when it starts, my mood gets along with it. I need to wash away everything because I’m lack of strength. I’m lack of myself lately, but I was too blind to see. And it starts. At least for today. Please, don’t let this get over me. Please. Let it be over. Don’t wanna sink again. Don’t wanna feel I don’t belong here. Don’t wanna ruin the good left in me.

    It’s hard to be yourself when you can’t stand yourself anymore. It’s hard to rise again when you don’t have nothing worth the fight.

    No puedo estar sola, porque el silencio me aterra. Me grita a la cara todo lo que temo afrontar. No puedo no hacer nada. No puedo estar quieta y dejar que la más absoluta tranquilidad se cierne sobre mí, porque mi voz empezaría a resonar en mi cabeza. “It’s a waiting game.”

  • Notas

    352

    Me asusta esta calma que me invade. Puede que solo sea el agotamiento de haber estado corriendo durante una hora. ¿Estaré madurando? Me han repetido tantas veces lo inmadura que soy que ahora no distingo entre inmadurez e instinto de supervivencia. ¿Es más maduro dejar la herida expuesta a las aves carroñeras? ¿Por qué?

    Quiero llorar, pero soy incapaz. Tanto tiempo queriendo ser fuerte, elaborando una coraza para parecer impasible y cuando más necesito sentir, más tranquila estoy. A lo mejor aún no lo he asumido. Sí, seguramente sea eso. Todavía vivo en el ayer. Hoy no ha pasado. Hoy es futuro.

    Nada. No siento nada. Me he deshecho de todas las fotos. He borrado todas las conversaciones. He roto las fotografías impresas, he recortado y destrozado las entradas de cine, la entrada de la ópera, he tirado la pluma. Todo. He extirpado el tumor que no me ha dejado vivir en paz durante más de un año. Y ahora estoy vacía por dentro. Hueca. Puede que tengan razón cuando dicen que soy rubia, después de todo.